Saltar al contenido

Postura del Guerrero

El guerrero o Virabhadrasana es una postura erguida clásica que aumenta la energía del cuerpo y la resistencia. Las posturas erguidas son importantes porque fortalecen la zona de las piernas e ingles.

Cómo armar la postura del guerrero

  1. Ponte de pie en el borde delantero de la colchoneta.
  2. Dobla las rodillas y atrasa el pie derecho la distancia de tres pies, girándolo para que los dedos apunten a la esquina delantera derecha de la colchoneta.
  3. Mantén las caderas apuntando al frente y carga el peso sobre el borde exterior del pie atrasado.
  4. Estira los brazos hacia los lados, vuelve las palmas hacia arriba, inspira y estíralos por encima de la cabeza. Mientras espiras, dobla la rodilla izquierda hasta que quede en el vertical del tobillo.
  5. Haz tres respiraciones.
  6. Para salir, espira, pon las manos en las caderas y estira la pierna delantera. Vuelve a adelantar el pie hasta el borde de la colchoneta, y repite todo con la otra pierna atrasada.

A tener en cuenta: Mira el pie que tienes atrasado y asegúrate de que no cruza la linea media longitudinal de la colchoneta. Si es así, corrígelo.